Cl�sica 2

Revista de Ópera y Música Clásica

Richard Strauss: Muerte y Transfiguración Op. 24

Fecha de publicación: 17 de marzo de 2012

HEMEROTECA DE MÚSICA CLÁSICA. Viene hoy a esta sección de Programas de Mano de la Hemeroteca Musical de Clasica2 el compositor bábaro Richard Strauss y su obra Muerte y Transfiguración Op. 24. A continuación transcribimos las notas al programa de mano de uno de los conciertos celebrados en La Sociedad Filarmónica de Pontevedra que incluía esta obra pero que, desgraciadamente, no tenemos datado y en consecuencia no podemos ofrecer más información que la que a continuación se incluye. Sin embargo sirve para acercarnos de una manera rigurosa y documentada a esta excepcional obra de Richard Strauss

 
Richard Strauss

 

RICHARD STRAUSS: MUERTE Y TRANSFIGURACIÓN

Richard Strauss nació en Munich el 11 de junio de 1864. En el ambiente familiar dentro de el cual el joven músico llevó a cabo su iniciación artística, imperaba un espíritu conservador reacio a las nuevas tendencias de la “música del porvenir”. Tanto es así, que las primeras composiciones de Strauss se alinean sin dificultad dentro de la pura tradición del romanticismo académico; pero estas actividades habían de tomar un rumbo muy distinto a partir del momento en que Strauss fue llamado por Hans von Bulow para que se hiciera cargo de la orquesta de Meiningen. Era el año 1865. En aquella población Strauss conoció también a Alexander Ritter, músico muy notable que participaba del mismo entusiasmo de Hans von Bulow por la nueva técnica orquestal triunfante a la sazón en las obras de Franz Liszt y Richard Wagner. Bajo esta doble influencia el joven compositor imprimió una nueva orientación a sus actividades creadoras que, a partir de entonces, derivaron hacia el género denominado poema sinfónico.

El poema sinfónico significaba la gran aportación de la nueva época a las formas musicales. Era un género típicamente romántico. No olvidemos, en efecto, que este movimiento espiritual abogaba por una síntesis de todas las artes. Ahora bien, el poema sinfónico, tal como lo habían concebido Héctor Berlioz y Franz Liszt, establecía un compromiso entre la poesía y la música, resuelto, eso sí, a favor de esta última. El compositor buscaba y hallaba en la imagen poética, y en la creación literaria los estímulos adecuados a su inspiración creadora, pero el resultado final ostentaba siempre una estructura genuinamente musical, más de acuerdo con la lógica temática que con las sugerencias de un guión literario.

Los primeros poemas sinfónicos de Strauss “De Italia y Macbeth” son poco conocidos y es solo a partir del tercero el Don Juan cuando el músico bávaro se reveló verdaderamente personal. Tenía veinticinco años y ocupaba el puesto de director auxiliar en la Ópera de Munich. Más tarde se trasladó a Weimar, y en el teatro de aquella ciudad, de tan glorioso historial artístico, dirigió las obras de Glück, Mozart y Wagner. De esta época data Muerte y Transfiguración.

Alexander Ritter, poeta y amigo de Richard Strauss, transcribió en un poema el asunto dramático que glosa la creación musical del compositor, poema que puede considerarse, pues, como una excelente guía para la audición de la obra, por lo que nos permitimos transcribir a grandes rasgos su contenido.

Revista de música clásicaGUÍA DE AUDICIÓN

En una buhardilla oscura, iluminada débilmente por la tenue luz de una vela que se está consumiendo, yace en la cama un hombre agonizando. El sueño bienhechor lleva la sonrisa a su semblante. Imágenes felices de otros tiempos pasan por su mente pero el mal mortífero sólo concede al enfermo un breve descanso. De nuevo le sacude la fiebre y se reanuda la agonía, es decir, la lucha entre la voluntad de supervivir y la noche siniestra del aniquilamiento.

Pero la tensión no puede durar y el enfermo cae en un estado de postración. A través de su imaginación calenturienta, excitada por la fiebre, el moribundo revive los momentos culminantes de su vida, ansias juveniles, ideales de la edad madura. Sucédense las imágenes, los sueños de amor y gloria de antaño, hasta que, por fin, la muerte completa su obra; pero ¡oh suprema revelación!, la muerte es sólo el paso a la transfiguración. Del cielo llega el clamor de la eternidad. El canto firme, envuelto en opulentas sonoridades, habla de redención y de la ascensión a la vida perdurable”

Revista de música clásicaAUDICIÓN DE MÚSICA CLÁSICA

Veamos a continuación en video esta excelente página musical de Richard Strauss: Muerte y Transfiguración Op. 24

1ª PARTE

2ª PARTE

Artículos relacionados

Enciclopedia de Música Clásica

Mozart: Las Bodas de Fígaro. Obertura comentada

Ottorino Respighi. Las Fuentes de Roma
 

BOLETÍN DE CLASICA2: Si quieres estar puntualmente informado de las publicaciones de Clasica2 suscríbete al BOLETÍN y recibirás en tu buzón de correo las actualizaciones más interesantes, nuevos vídeos y audiciones, eventos próximos... Totalmente gratuito.

Compartir

¿Quieres anunciarte en Clasica2?
Si quieres anunciar un concierto, un disco, un libro o una simple nota en Clasica2, envíanos un correo a: mlopezbenito@clasica2.com
Boletín de Clasica2
Suscríbete al boletín de correo electrónico de Clasica2 y recibe en tu buzón de correo las actualizaciones de la web más interesantes: nuevos vídeos y audiciones, eventos próximos...
Últimos artículos
Nube de etiquetas Clásica2
Clásica 2
© 2017 Clasica2. Todos los derechos reservados.